El Gobierno, dispuesto a intervenir la autonomía, culpa a Cataluña de la desaceleración del PIB

El Gobierno culpa este lunes a Cataluña de la desaceleración del PIB en las bases macroeconómicas del proyecto de Presupuestos del Estado 2018 que enviará a Bruselas, mientras Puigdemont se niega a aclarar si declaró la independencia. Las coordenadas apuntadas por la prensa son si cede a las presiones extremistas e iza la bandera de la desobediencia, a costa de arriar la del autogobierno, o dinamita el frente independentista y convoca elecciones.Para España prevén una reforma constitucional.

El presidente de la Generalitat catalana, Carles Puigdemont, ha respondido dos horas antes de que se le cumpliera el plazo al requerimiento del Gobierno de Mariano Rajoy. En una carta de no más de cuatro párrafos, Puigdemont no aclara si ha declarado la independencia, tampoco contesta que no, y sí que emplaza a Rajoy a reunirse y dialogar para “abrir un camino de negociación”.

Puigdemont i Junqueras

Puigdemont i Junqueras

“Por todo ello, durante los próximos dos meses, nuestro principal objetivo es emplazarle a dialogar y que todas aquellas instituciones y personalidades internacionales, españolas y catalanas que han expresado su voluntad de abrir un camino de negociación tengan la oportunidad de explorarlo”, afirma la carta, cuyo texto íntegro puede leerse en el adjunto a esta noticia.

La citada desaceleración del PIB, de la que dependen principalmente en la actualidad más que de la política las posibilidades de ingresos y gastos de las administraciones públicas españolas, sería del 3,3% esperado para el 2017 a poco más del 2%, aunque ya antes del referéndum ilegal para la independencia se fijaba en el 2,6%. El ministro de Economía, Luis de Guindos, anunció en un encuentro con periodistas en Washington, donde participó el viernes en la reunión del Fondo Monetario Internacional (FMI) y la cumbre de ministros de Finanzas del G-20, que el Gobierno rebajará la previsión de crecimiento para 2018 en el proyecto de presupuestos que enviará este lunes a Bruselas. El ministro admitió “una pequeña bajada”, aunque no precisó la cifra exacta, y señaló que el “ejercicio de prudencia” es inevitable ante la “situación de incertidumbre que ha generado Cataluña”.

A la espera de la respuesta del presidente de la Generalitat al ultimátum que expira también este lunes, el líder de ERC y vicepresidente del Govern, Oriol Junqueras, expresó este sábado su apoyo a Puigdemont “para cumplir el mandato del referéndum del 1 de octubre“, y pidió preservar la unidad imprescindible para “culminar el camino a la república” catalana.La CUP exige que la respuesta de Puigdemont al ultimátum dado por el Gobierno para que aclare si ha proclamado o no la independencia de Cataluña “sea nítidamente afirmativa y que vaya acompañada de un acto solemne” en el Parlament, según declaró ayer Núria Gibert, portavoz de la formación anticapitalista. Por su parte, el presidente de la ANC, Jordi Sànchez, pidió que el Parlament proclame la independencia de Cataluña en los próximos días.

Gobierno y PSOE llevan semanas trabajando juntos en una doble respuesta ante la amenaza de declaración de independencia de Catalunya: la posible aplicación del artículo 155 de la Carta Magna si Carles Puigdemont no da marcha atrás y la oferta de una revisión del modelo territorial, en caso contrario. Además, añade el diario, la reforma constitucional está por fin encima de la mesa y por primera vez Mariano Rajoy ha cedido a la pretensión de los socialistas de comprometerse con un debate al que era muy reacio. En esa hipotética reforma constitucional, Sánchez defenderá que Cataluña sea considerada una nación.

Según EL MUNDO, Rajoy sustituirá al Gobierno de Puigdemont en pleno si se ve obligado a aplicar el artículo 155 de la Constitución, y piensa en dos opciones: un Gobierno de concentración política o de técnicos. El Ejecutivo catalán sería sustituido por una superestructura paralela designada por el Gobierno central, que podría tener un carácter “político” o “técnico”. Si se elige la primera opción, se formaría una especia de gobierno de concentración en el que podrían participar políticos de todos los partidos. En el segundo caso, los elegidos serían técnicos del Estado. En cualquiera de los casos, su misión sería hacerse cargo de la gestión ordinaria de la administración autonómica catalana durante unos meses -de tres a seis- para convocar elecciones autonómicas con posterioridad. Josep Borrell, Josep Piqué, Josep López de Lerma, o incluso Durán i Lleida, asegura el diario, son algunos de los nombres que se barajan, “de forma embrionaria”, para formar parte de ese gobierno de “concentración”. No obstante, la opción preferida por La Moncloa apunta más a la elección de un órgano colegiado, copia de la comisión de Subsecretarios, presidido por Soraya Sáenz de Santamaría.

PSOE y Ciudadanos coincidieron este sábado en la necesidad de que haya elecciones anticipadas. Sánchez, considera que unas elecciones en Cataluña permitirían “alumbrar una mayoría diferente y transversal”. Asimismo, recalcó que la defensa de la Constitución implica también su “actualización”. “El acuerdo que se ha logrado con el PP y el presidente Rajoy es, ante una eventual quiebra unilateral por parte del bloque soberanista, comenzar a activar el 155, pero también resolver el problema de fondo que implica una reforma constitucional”, subrayó en una entrevista concedida a el diario.es. Según aseguró Sánchez, PP y PSOE se han marcado un plazo de seis meses para la evaluación del sistema autonómico y, en particular, del problema de Cataluña. Una vez transcurrido el plazo, entrarán en un “proceso de debate” sobre la reforma constitucional. “Creo que el presidente del Gobierno ha entendido la envergadura de la crisis que estamos viviendo y que es necesario dar los pasos para resolverla. Desde ese punto de vista, el PSOE va a trabajar con sentido de Estado”, concluyó el secretario general del PSOE.

La líder de Ciudadanos en Cataluña, Inés Arrimadas, considera que es “urgente” convocar elecciones en Cataluña y “sólo hay dos maneras: o las convoca Puigdemont o las convoca el Gobierno de España a través del artículo 155″. “Creo firmemente que hay opciones reales de un gobierno alternativo al nacionalismo en Cataluña, y de carácter transversal”, señala Arrimadas.

Los principales mensajes editoriales de los diarios españoles este domingo, tras un día en que esos medios coincidieron en que con el menor crecimíento anunciado del PIB El ‘procés’ se cuela en el bolsillo de los españoles, son los que siguen: Los independentistas quieren agudizar el conflicto (LA VANGUARDIA), La reforma constitucional es una oportunidad para rectificar (EL PERIÓDICO), Iniciar la reforma constitucional es clave para desbloquear la política (EL PAÍS), Puigdemont debe frenar para que no se aplique el 155 (EL MUNDO), Patriotismo español frente a separatismo catalán (ABC), y Puigdemont está ya en la cuenta atrás para una rectificación (LA RAZÓN).

El titular de Economía consideró que “si las políticas que han llevado a la salida de empresas se revierten, las empresas volverán”. “Estoy convencido de que va a ser así y el Gobierno va a hacer todo lo posible”, agregó. Según dijo, “las empresas están deseando volver a poner sus sedes en Cataluña”.”Esto no sale gratis desde el punto de vista de la evolución económica”, advirtió, y explicó que “aunque el impacto se quedará en Cataluña, teniendo en cuenta que significa el 20% de la economía española, el efecto quedaría recogido en el conjunto del PIB español”. La revisión también afectará al déficit público, estimado en el 2,2%, aunque quedará lejos del límite del 3% que marca Bruselas, aseguró De Guindos.

De Guindos mantuvo encuentros con agencias de rating e inversores institucionales y admitió que los inversores están preocupados pero su inquietud no es tanto “sobre la marcha de la economía española como sobre la situación incierta de Cataluña”. También se reunió con la directora gerente del FMI, Christine Lagarde, quien trasladó su apoyo al Gobierno español. “Cuanto más rápido se resuelva la situación de Cataluña, mejor. La incertidumbre nunca ha sido propicia para la estabilidad financiera, el crecimiento y la inversión”, declaró Lagarde en la cadena francesa France 24.

540 empresas han dejado Cataluña 

Los primeros datos oficiales confirman que desde el pasado 1 de octubre son 540 las empresas que han abandonado Cataluña, según el Registro Mercantil. En apenas ocho días se ha duplicado el número de compañías que han abandonado la comunidad autónoma en relación a los anteriores nueve meses, la mayoría de ellas entre el lunes y el miércoles de esta semana. El lunes previo a la declaración de Puigdemont en el Parlament registraron su salida 212 empresas. Entre el 2 y el 11 de octubre llegaron 22 compañías.

Hay fuga de empresas en las cuatro provincias catalanas, pero Barcelona es la más afectada, con 501 empresas menos frente a 16 que han llegado.

Por su parte, GSMA, entidad organizadora del Congreso Mundial de Móviles (MWC, por sus siglas en inglés) emitió ayer una nota en la que confirmó que se celebrará en el recinto de Fira de Barcelona entre el 26 de febrero y el 1 de marzo de 2018. Además recordó que tiene firmado un acuerdo con “los socios de la ciudad de Barcelona” hasta 2023 para la celebración del evento.

En una entrevista que publica hoy EL ECONOMISTA, el vicepresidente de la CEOE y presidente de Cepyme, Antonio Garamendi, lamenta: “Los empresarios no se merecen esto: no se han ido, les han echado” y añade que “las pymes que no se pueden ir, cierran”. Considera que “la inseguridad jurídica es malísima” y que decisiones así “no se toman para un par de años”, por lo que muchas no volverán. “Las consecuencias son horribles para Cataluña y para España”, dice. En otra entrevista en el mismo diario, el presidente de Empresaris de Catalunya, Josep Bou, asegura: “Pagaremos el daño económico ya hecho durante algunas décadas”.

Editoriales de los diarios españoles

El FMI y Bruselas toman nota del riesgo de contagio del secesionismo catalán (EL PAÍS): Sería una ingenuidad o una negligencia grave suponer que la tensión independentista en Cataluña, instigada por el Govern de Carles Puigdemont, no tiene ya consecuencias dañinas para la economía española y, en particular, para la catalana”. “Los hechos son tercos”. “El FMI ha ido un poco más allá: existe un riesgo de contagio económico de la crisis catalana a otros países de la eurozona”. “Las consecuencias del procés pasan a considerarse un elemento de riesgo para la economía europea y este salta, desde el interés nacional o local, a la órbita económica global”. “La hipótesis del contagio no solo no es inverosímil, sino que parece más probable de lo que las autoridades económicas europeas y españoles les gustaría reconocer”. “El factor clave es el tiempo: si la crisis se prolonga, aumenta el riesgo de contagio a otros países del área”. “La tensión independentista no es un juego entre políticos sin costes económicos para los ciudadanos; por el contrario, está introduciendo elementos de desestabilización en el mercado europeo que, como advierten el FMI y todas las instituciones económicas, son potencialmente graves para el euro si no se resuelven con rapidez y claridad”. “La posición de Bruselas es, por el momento de advertencia”. “Pero el daño a la economía irá creciendo con el paso de las semanas y los meses y esa posición puede endurecerse”.

El ‘procés’ se cuela en el bolsillo de los españoles (EL MUNDO): Hasta la persona con menos luces sabe que con las cosas de comer no se juega. Sin embargo, los dirigentes independentistas catalanes son tan irresponsables y mentecatos que no les frena ni comprobar la rapidez con la que la economía puede sufrir un estropicio”. “Las consecuencias acabarán sintiéndose en el bolsillo de todos los españoles, otra razón por la que urge poner fin a este desafío”. “Por lo pronto, el Gobierno se ha visto obligado a elevar el objetivo de déficit para 2017 ante la imposibilidad de aprobar nuevos Presupuestos Generales”. “La negociación de las Cuentas entre Moncloa y el PNV lleva semanas empantanada, ya que esta formación ha decidido ponerse exquisita y anteponer los principios nacionalistas a la sensatez y la responsabilidad. Los peneuvistas huyen de todo diálogo con el Gobierno mientras observan desde la barrera cómo se encauza el desafío catalán”. “La inestabilidad afecta a la senda de la recuperación”. “Ya hay señales de alerta de que Cataluña puede entrar en una recesión que, a la larga, acabará afectando al crecimiento del resto de España”. “La mascarada catalana tiene un coste tan elevado que más vale que seamos capaces de bajar el inmediato telón”.

Mal momento para sembrar dudas económicas (ABC): La masiva fuga de empresas que ha sufrido Cataluña en los últimos días es tan solo uno de los numerosos y graves efectos económicos que está sufriendo el desafío separatista”. “El clima de incertidumbre e inseguridad jurídica que ha generado el independentismo también se ha traducido en un descenso de las reservas hoteleras, afectando de lleno al sector turístico, al tiempo que la inversión ha bajado”. “Lo peor de todo es que, de prolongarse esta tensión, Cataluña podría entrar en recesión”. “La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, avanzaba ayer que la crisis catalana frenará el crecimiento en 2018. Y señalaba también que el Ejecutivo se verá obligado a prorrogar los Presupuestos durante el próximo año”. “De este modo, queda en suspenso el alza salarial de los funcionarios o la nueva rebaja del IRPF acordada con Ciudadanos, y se puede incumplir el objetivo de déficit pactado con Bruselas”. “El ministro Luis de Guindos repitió este inquietante mensaje en el encuentro del FMI en Washington”. “Cabe preguntarse si ahuyentar a los inversores lanzando dudas sobre la economía es lo más conviene a España”.

La independencia ‘low cost’ no existe (LA VANGUARDIA): Estaba escrito. Las instituciones europeas nunca admitirían la separación unilateral de Cataluña”. “Varias son las razones de esa negativa, pero la principal es que la UE debe preservar su estabilidad en un momento especialmente duro y complejo de las relaciones internacionales”. “Españae no es balcánica. Cataluña, tampoco. La solución es posible con inteligencia y generosidad”. “Ni la UE, ni los principales países del mundo están dispuestos a favorecer la ruptura de España”. “Al contrario. Los mensajes son rotundos y claros. No hay apoyos en el horizonte”. “Ninguna instancia internacional de relieve se propone para una mediación. Esa es la verdad”. “Alguien ha calculado mal en el interior del grupo dirigente soberanista. Alguien quizá ha sido engañado”. “El panorama es desolador. Casi seiscientas empresas han trasladado su sede social fuera de Cataluña en los últimos días. Europa y el mundo se oponen a la secesión”. “La economía puede desangrarse. La independencia low cost no existe. Presidente Carles Puigdemont, actúe estos próximos días a favor de su país”.

Amenaza separatista a la economía española y la estabilidad europea (LA RAZÓN): Una de las falacias que de manera más irracional han sostenido los dirigentes de la Generalitat es la de no tener en cuenta el efecto más inmediato de una declaración de independencia: negar la fuga de empresas por la indefensión jurídica en la que se iban a encontrar después de que Cataluña fuese obligada a abandonar la UE, o el temor de los ahorradores y bancos al quedar fuera del paraguas del BCE”. “Siempre dijeron que su plan de secesión no se vería afectado, que Europa no podía prescindir de Cataluña y que los mercados volverían a financiarle, siguiendo siempre un guion entre fantástico y fanáticamente manipulador”. “Como estamos comprobando estos días, la realidad es otra muy diferente”. “El Ejecutivo se vio obligado a prorrogar los Presupuestos”. “Los instigadores de esta estrategia no deberían olvidar que cuanto más dure la inseguridad jurídica, más firmas se sumarán a este éxodo y que aquellas que se han ido difícilmente regresarán”. “Si España entra en recesión, afectará a la UE”.

Una inversión más selectiva hasta que se despeje el horizonte en Cataluña (CINCO DÍAS):”La próxima semana es clave para conocer los derroteros que tomará la crisis abierta por Cataluña por su referéndum ilegal para la autodeterminación y la proclamación e inmediata suspensión de la república de Cataluña por parte de su presidente”. “El Gobierno admite ya que se verá obligado a revisar la previsión de crecimiento, empleo y déficit para 2018 si persiste el conflicto”. “El conflicto modifica también las expectativas de los mercados financieros”. “Ante la incertidumbre del pronóstico, los inversores deben hacer un ejercicio de selectividad de sus posiciones”. “Deben buscar mayores cotas de seguridad con la preceptiva diversificación geográfica y concentrarse en valores con volúmenes de deuda muy limitados”.

El ‘procés’, da vez más aislado”(EL ECONOMISTA):La búsqueda de legitimidad en el exterior es el mayor afán de los partidarios de la secesión unilateral de Cataluña”. “Esta semana, el recurso a una proclamación de independencia en diferido es un intento de acogerse al precedente de Eslovenia”. “Lo que los partidarios del procés anhelan más es el respaldo explícito de instituciones y personalidades internacionales”. “Sus pretensiones chocaron con rechazos tan claros como el propio del president Trump”. “Pero ha sido la UE donde el portazo resultó más sonoro, desde Macron a Merkel y Juncker Este último dijo ayer que atenta contra la razón de ser misma e integradora del proyecto europeo”. “No se puede extrañar, por tanto, que el procés se encuentre cada vez más aislado tanto en Europa como en el resto del mundo”.

 

Deixa un comentari

*

captcha *