Empresarios catalanes temen una grave crisis económica

La entidad Empresaris de Catalunya advirtió ayer que intentar la investidura telemática de Carles Puigdemont ‘sólo provocará una nueva paralización de las instituciones catalanas, una nueva frustración de los independentistas y llevará a Catalunya a una severa crisis económica’, que se prolongará hasta que retorne el respeto a la legalidad.

Para su presidente, Josep Bou, ‘a lo largo de los últimos meses se han encendido todas las alarmas económicas en Cataluña’, con fuga de empresas, caída en la creación de empleo, freno a la inversión exterior, reducción de reservas hoteleras, paralización del mercado inmobiliario y descenso en la creación de nuevas sociedades, aunque podía ser un bache coyuntural si se normalizaba la situación política tras las elecciones del 21-D. Sin embargo, Bou expuso en un comunicado que no es posible sin un Govern ‘que trabaje con lealtad a las instituciones del Estado, observando la ley y centrado en el bien común’.

En la misma línea, tras los datos de la EPA del cuarto trimestre de 2017, la patronal Foment del Treball pidió de nuevo un escenario de estabilidad institucional y seguridad jurídica para garantizar inversiones, el crecimiento económico y el empleo.

Deixa un comentari

*

captcha *