La huelga convocada para el 21 es un nuevo intento del gobierno independentista de llevar a la economía catalana al colapso

Empresaris de Catalunya alerta que se trata de una huelga política, toda vez que no se trata de una protesta laboral, sino de una forma de presión política promovida por los separatistas.

Empresaris de Catalunya, organización que agrupa a más de 500 empresarios y directivos de empresas catalanas favorables al respeto a la ley y el mantenimiento de Catalunya dentro de España, alerta de la ilegalidad de la huelga general convocada para el próximo jueves día 21.

EC alerta que el sindicato convocante de la huelga, la Intersindical CSC es un sindicato minoritario que está encabezado por una persona condenada por la coautoría del asesinato de un empresario catalán.

Empresaris de Catalunya anima a todo los trabajadores y profesionales a ir a trabajar y a la administración local, autonómica y nacional a que garantice el derecho a la movilidad.

Asimismo, Carlos Rivadulla, presidente de EC, solicita a Quim Torra que cese sus continuos e injustas complicidades partidistas y que gobierne para todos los catalanes y bajo el respeto al Estado de Derecho.

Para Carlos Rivadulla, “la huelga del 21 es una muestra más de la irresponsabilidad de los políticos separatistas, los cuales se han abonado al cuanto peor, mejor. Su irresponsabilidad está ya creando un grave daño a la economía catalana y a su capacidad de generar riqueza y empleo. Cataluña no se puede convertir en un territorio hostil a la inversión y a la actividad económica, no podemos seguir ahuyentando empresas e inversiones. Ya perdimos la Agencia Europea del Medicamente, no podemos seguir en esta dinámica. El daño en el medio y largo plazo puede ser muy grave. Nos quieren llevar al colapso, tal y como ya amenazó en su día Oriol Junqueras”.

Deixa un comentari

*

captcha *